Precio de cambiar una cisterna

El precio medio de cambiar una cisterna es de unos 150 €.

En esta guía

¿Por qué cambiar una cisterna?
Tipos de cisternas
Precio
Mantenimiento
Cambiar vs. reparar una cisterna
Extras
¿Qué más hay que tener en cuenta?

¿Cuánto cuesta cambiar una cisterna?

La cisterna es uno de los elementos que conforman el inodoro. Se trata de un tanque o depósito situado sobre la taza del sanitario, donde se acumula el agua necesaria para las descargas. La cisterna esconde en su interior un mecanismo de descarga que, al accionarlo, abre una compuerta por la que se desliza el agua hacia la taza.

El precio medio de cambiar una cisterna por un modelo de tanque bajo con alimentación lateral es de 150 €.

¿Por qué cambiar una cisterna?

A veces se hace necesario cambiar la cisterna del inodoro, conservando el resto del sanitario. Las razones pueden ser varias:

  • Modernizar la instalación. Las nuevas cisternas son más estéticas y tienen líneas más adecuadas a los baños actuales. Algunas incluso son “invisibles”, permaneciendo escondidas detrás de un falso tabique.
  • Instalar un mecanismo más eficiente y funcional. Los mecanismos de las cisternas actuales permiten interrumpir la descarga de agua o escoger entre dos volúmenes (cisternas de doble descarga). Estas características las hacen mucho más eficientes y sostenibles, ya que ahorran una cantidad considerable de agua.
  • Fugas de agua. Se producen cuando la cisterna pierde agua, es decir, el agua del tanque fluye constantemente a la taza sin haber activado el mecanismo. Si el sistema de descarga no se puede reparar habrá que cambiarla por otra. Puede ser suficiente con cambiar el mecanismo. Si está agrietada o el agua se escapa al exterior, habrá que sustituir la cisterna por completo.
  • Descargas débiles. El agua de la cisterna debe descargarse con fuerza para limpiar perfectamente el interior de la taza. Si la descarga es débil, la falta de presión del agua puede deberse a un problema en el mecanismo: convendría repararlo o cambiar la cisterna.
  • Aprovechar el espacio. Las cisternas empotradas permiten aprovechar mejor el espacio. Son perfectas para aseos y baños de tamaño pequeño: cambiar la cisterna del inodoro por una de este tipo aumentará su funcionalidad y comodidad.

Tipos de cisternas

Las cisternas se clasifican por su colocación con respecto al inodoro y al espacio del baño. Podemos distinguir dos tipos generales: de tanque bajo y empotradas. Hace años existía otro tipo, las cisternas elevadas, que se fijaban a la pared cerca del techo y se conectaban con la taza mediante una tubería, siendo accionadas con una cadenilla. Sin embargo, hoy día estas cisternas ya no se instalan.

  • Cisternas de tanque bajo. También se conocen como “de mochila” y son las más habituales. Van colocadas sobre la taza, conectadas directamente a ella sin tuberías. Pueden ser de dos tipos:
    • De alimentación lateral. Los latiguillos que suministran agua al tanque se conectan a la derecha o la izquierda de la cisterna.
    • De alimentación inferior. Los latiguillos entran por la parte inferior del WC y permanecen invisibles.
  • Cisternas empotradas. Van suspendidas de la pared y ocultas mediante un tabique hueco. Quedan totalmente invisibles, si bien sobre el inodoro suele quedar una repisa creada al regruesar la pared que se puede emplear para colocar objetos decorativos, plantas, cuadros o artículos de aseo.

Los pros y contras de cada tipo son los siguientes. Los precios corresponden a la cisterna, sin la instalación:

Tipo de cisternaVentajasInconvenientes

De tanque bajo

(Alimentación lateral 75 €)

(Alimentación inferior 95 €)

Las más económicas

No requieren obra

Pueden incluir mecanismos de ahorro de agua

Fáciles de reparar

Las de alimentación inferior son muy estéticas

Quedan visibles

Acumulan suciedad

Las de alimentación lateral son menos estéticas

Empotrada

(Desde 200 €)

Invisibles y estéticas

No acumulan suciedad

Se pueden reparar retirando el pulsador

Necesitan un bastidor para poder instalar el inodoro

Son solo para inodoros suspendidos

Menos económicas

Requieren obra

Hay que levantar un falso tabique de al menos 10 cm de espesor

Necesitan espacio

Pueden ser complicadas de reparar


Precio

El precio de cambiar una cisterna incluye el transporte, el montaje, la obra (de ser necesaria), la recogida y el desescombro.

  • Cambiar una cisterna antigua por un modelo de tanque bajo con alimentación lateral tiene un precio de unos 150 €. Si elegimos una cisterna similar pero con alimentación inferior, el precio subirá a unos 180 €.
  • Cambiar una cisterna por un modelo empotrado tiene un precio de unos 350 €, a los que hay que sumar el de levantar el falso tabique de pladur. Con un precio medio de unos 40 € el m2, levantar un tabique de 2 m de largo por 1,20 m de altura con repisa para ocultar la cisterna sale por unos 100 €. A este precio habría que añadir el del alicatado posterior del tabique, unos 30 € el m2 con azulejos de calidad media por un total de cerca de 70 €.

Los profesionales encargados de cambiar una cisterna son los fontaneros. Si se trata de una cisterna empotrada, el tabique de ocultación lo tendrán que levantar albañiles profesionales o técnicos montadores de prefabricados.

Mantenimiento

Para que la cisterna del inodoro dure mucho tiempo en buenas condiciones y no desperdicie agua, conviene realizar algunas sencillas tareas básicas de mantenimiento:

  • Revisar periódicamente el mecanismo, levantando la tapa superior y comprobando que las piezas están bien colocadas.
  • Verificar que el flotador está en su lugar. El flotador es el elemento que indica cuándo se ha llenado la cisterna. Si está muy bajo, entrará menos agua de la necesaria y si está muy alto, entrará mucha agua y se malgastará, además de provocar posibles fugas. Se puede regular su posición girando el tornillo superior. Además, si la varilla se ha doblado es importante enderezarla para que el flotador funcione bien.
  • Verificar que no hay fugas de agua a la taza. Pueden indicar que las juntas están deterioradas o que hay que cambiar el mecanismo.

Cambiar vs. reparar una cisterna

A la hora de cambiar una cisterna, merece la pena valorar si conviene cambiarla por completo o si puede ser suficiente con una reparación. A continuación indicamos qué factores influyen a la hora de tomar la decisión:

Cuándo cambiar la cisternaCuándo reparar la cisterna

Su estética está anticuada y no combina con el baño

Tiene grietas, roturas o la tapa no encaja bien

Tiene más de 15 años

El agua se filtra al exterior

Queremos cambiar todo el inodoro

Queremos instalar una cisterna empotrada

Es más rentable cambiarla que repararla

El mecanismo no funciona bien

Consume mucha agua

Es un modelo caro o complicado de cambiar

No es fácil encontrar una cisterna nueva adecuada al inodoro


Extras

Mecanismos de descarga

En lugar de cambiar la cisterna por completo, puede ser interesante sustituir el viejo mecanismo por uno de estas características. Es una solución económica, eficiente y sencilla. En cuanto a la mano de obra, si necesitamos que nos cambien el mecanismo de descarga de la cisterna, un oficial fontanero cobra unos 20 € la hora por su trabajo. El coste de este trabajo, que se puede realizar en media hora, rondaría los 10 € más el desplazamiento.

Uno de los mecanismos eficientes más habituales son los de doble descarga (desde unos 26 €), en los que el pulsador tiene dos botones, uno de ellos descarga 3 litros y otro 6 litros. Otro de los sistemas más eficientes es el de la interrupción de la descarga y su precio parte de unos 20 €.

¿Qué más hay que tener en cuenta?

  • Permisos. No es necesario pedir permiso al Ayuntamiento ni a la comunidad de vecinos para cambiar una cisterna.
  • Precauciones. Antes de cambiar una cisterna hay que tomar una serie de precauciones, como vaciar el tanque y cortar el agua. Para cortar el agua, basta con cerrar las llaves de paso de los latiguillos que llegan a la cisterna; si vamos a cambiar un modelo de alimentación lateral por uno de alimentación inferior, habrá que cerrar la llave de paso general.
  • Cisterna retirada. La cisterna retirada se debe llevar a un punto limpio o un punto de recogida de muebles y enseres.
¿Te ha parecido útil esta guía?
  

El coste de cambiar una cisterna varía en función de la ciudad. Para obtener presupuestos gratis más específicos, indícanos tu código postal.

Última actualización: