cost guide icon
 

Precio de impermeabilizar una terraza

Precio de impermeabilizar una terraza

Media nacional
1.600 €
(impermeabilizar una terraza de 20 m2 con membrana líquida y fibra de vidrio o membrana de poliuretano)
Desde: 1.250 €

(tela asfáltica, reparación del suelo original)

Hasta: 2.000 €

(lámina EPDM, retirada suelo viejo e instalación de suelo cerámico)

El precio de impermeabilizar una terraza puede variar en función de la ciudad.
Recibe presupuestos gratis de profesionales de tu zona.

Impermeabilizar una terraza cuesta, de media, unos 1.600 €.

En esta guía

Antes de impermeabilizar una terraza
Tipos de terrazas
Materiales
Proceso
Precio
Extras
¿Qué más hay que tener en cuenta?

¿Cuánto cuesta impermeabilizar una terraza?

Impermeabilizar una terraza es fundamental para mantenerla en buenas condiciones e impedir que el agua de la lluvia se filtre hacia las estancias que están en la planta inferior. Todas las terrazas necesitan una capa de impermeabilización en el suelo, sobre la cual se coloca el pavimento. Esta capa debe colocarse por normativa durante la construcción del edificio, pero en muchos casos se deteriora con el tiempo: entonces, será necesario volver a impermeabilizar la terraza con los medios, productos y técnicas acordes a la normativa actual.

El precio medio de impermeabilizar una terraza de 20 m2, incluyendo retirada del suelo cerámico original e instalación de suelo nuevo es de 1.600 €.

Antes de impermeabilizar una terraza

¿Qué hay que tener en cuenta antes de impermeabilizar una terraza? Esta tarea requiere unos pasos previos que permitirán una correcta ejecución. Serían los siguientes:

  • Planificación. Los productos empleados para impermeabilizar terrazas tienen un tiempo de secado y un proceso que a veces alcanza los 2 o 3 días de duración. Durante este tiempo es importante que no llueva, por lo que conviene elegir estaciones secas para realizar el trabajo y consultar la predicción meteorológica.
  • Examen previo. Antes de contratar el servicio, es importante examinar el estado del suelo para poder informar a los profesionales y aligerar el trabajo. Hay que buscar fisuras, presencia de plantas o moho, materiales deteriorados, manchas, etc.
  • Limpieza. También hay que consultar a la empresa si en sus tarifas incluyen la limpieza previa de la terraza. Si hay presencia de moho u hongos, será necesario realizar una limpieza con detergente fungicida y agua a presión. Normalmente las empresas incluyen el servicio en el precio.
  • Arreglo de desperfectos. El rellenado de fisuras, grietas o desconchados también se suele incluir en el precio de la impermeabilización. Sin embargo, siempre conviene consultarlo y comparar por lo menos tres presupuestos.
  • Verificación de desagües y estado genera de la superficie. La empresa que realice la impermeabilización de la terraza deberá comprobar que los desagües o vierteaguas están en buen estado, limpios y sin atascos. Por otra parte, antes de proceder a aplicar los productos o colocar las láminas, deberán verificar que la superficie está en perfectas condiciones: seca, limpia, lisa y nivelada.

Tipos de terrazas

Las terrazas se pueden dividir en tres grandes grupos, dependiendo del tipo de cubierta al que pertenezcan. Es decir, podemos crear una terraza (azotea transitable) sobre tres cubiertas distintas, todas ellas planas y con pendiente máxima del 3%.

  • Cubierta a la catalana. En origen, la solera de estas terrazas se revestía con baldosín catalán o rasilla de Piera. El revestimiento consistía en superponer dos o tres capas de material. Sin embargo, hoy día se pueden emplear todo tipo de suelos cerámicos. Para impermeabilizar estas terrazas conviene retirar el suelo original de cerámica.
  • Cubierta invertida. Son cubiertas en las que la lámina impermeabilizante (normalmente poliestireno extruido) se coloca por debajo del material aislante. Sobre él se colocan después el mortero-cola y el suelo, que puede ser cerámico, de hormigón, madera, etc. Son las más complicadas de aislar, ya que hay que retirar el suelo, las láminas plásticas que separan las capas y el aislante para acceder a la zona impermeabilizada.
  • Cubierta con solado flotante. Están revestidas con un pavimento flotante apoyado sobre soportes regulables, que crean una capa de ventilación que elimina la humedad. Son las más sencillas de impermeabilizar, ya que el suelo se retira sin hacer obra.

Materiales

Los materiales más empleados para impermeabilizar terrazas son los siguientes. El precio no incluye la colocación del solado final (cerámico, de madera, flotante, de hormigón, etc.).

Tela asfáltica. Es un tipo de tela bituminosa (impregnada de producto asfáltico) que se aplica con soplete o adhesivo. Tiene un precio medio de 27 € instalada.

Membranas líquidas y fibra de vidrio. Son productos líquidos o en pasta que se aplican sobre un refuerzo de malla de fibra de vidrio. Su precio medio es de 30 € el m2.

Membranas líquidas de poliuretano. Consisten en productos líquidos que se aplican con rodillo o pistola. Su precio medio ronda los 30 € elm2.

Láminas EPDM. Son láminas plásticas flotantes de Caucho-Etileno-Propileno-Dieno. Tienen un precio medio de 35-40 € el m2.

Los pros y contras más destacables de cada material son los siguientes:

MaterialVentajasInconvenientes

Tela asfáltica

Eficacia probada

Económica

Muchos tipos de tela con distintos acabados y propiedades

Requiere colocación perfecta y especializada

Si se usa soplete hay riesgo de accidente

Se crean muchas juntas (se pueden despegar)

Membrana líquida y fibra de vidrio

Fácil aplicación con brocha, rodillo o pistola

Adecuadas para cubiertas con grandes pendientes o abovedadas.

Muy elásticas, no se agrietan

Aguantan bien los rayos UV y el calor del sol

Muy duraderas

Precio medio

Proceso largo (hasta 3 días)

Hay que controlar la climatología

Dificultad de instalación

Membrana líquida de poliuretano

Fácil y rápido de aplicar

Aguanta bien los rayos UV y la intemperie

Muy elástico

No quedan juntas (no se despegan)

Permeable al vapor (permite la transpiración)

Más fáciles de reparar

Las membranas reflectantes aíslan térmicamente el interior

No todas las empresas las ofertan

Son muy finas y no sirven para unificar las superficies

Lámina EPDM

Buena resistencia a la intemperie

Máxima durabilidad y garantía (si la colocación es perfecta

Tamaño a la medida

Ocupan poco espacio en el transporte y la manipulación

Se tardan más tiempo en colocar

Menos económicas


Proceso

El proceso desarrollado a la hora de impermeabilizar una terraza depende del material empleado, aunque en muchos casos las técnicas son similares. Los métodos empleados en cada ocasión son:

  • Tela asfáltica. Sobre la solera limpia, lisa y seca se aplica una capa de pintura asfáltica o bituminosa que repele la humedad, evitando también la corrosión. Se aplica con brocha o rodillo. Tras el secado se coloca la tela asfáltica. Actualmente se suelen usar productos adhesivos: la aplicación con soplete está prácticamente en desuso. Se tarda entre 2 y 3 días en colocar.
  • Membrana líquida y fibra de vidrio. Las membranas líquidas son productos con base de caucho que se aplican junto con una malla flexible de fibra de vidrio, que sirve como refuerzo. Sobre la superficie lisa, reparada y limpia se aplica una mano de producto. Se deja secar el tiempo indicado, y mientras aún está mordiente se coloca la malla de fibra. Hay que evitar que queden arrugas o bolsas de aire. Tras el secado definitivo se aplican 1-2 capas más de membrana para aumentar su estanqueidad y resistencia. El proceso dura entre 2 y 3 días.
  • Membrana líquida de poliuretano. El producto en formato de líquido o pintura se aplica con pistola o rodillo, dependiendo del formato. El profesional aplica la membrana por toda la superficie de manera uniforme y rápida. Se realiza en 1 día
  • Láminas EPDM. Sobre el soporte en perfecto estado, se extiende una lámina geotextil de polietileno. Encima de ella se coloca la lámina EPDM, perfectamente extendida. La lámina va fijada solo por los bordes, los sumideros, petos, desagües, etc. Se realiza en 1 día.

Precio

El precio de impermeabilizar una terraza incluye la limpieza y preparación del soporte, los productos y su aplicación.

  • Impermeabilizar una terraza de 20 m2 con tela asfáltica tiene un precio de unos 550 €. Si se impermeabiliza con membrana líquida y fibra de vidrio o con membrana de poliuretano, el coste sube a unos 600 €. Y si se emplea lámina EPDM, asciende a entre 700 € y 800 €.
  • En el caso de que haya que retirar un suelo cerámico existente, habrá que añadir un sobrecoste de unos 400 € por la demolición y retirada del pavimento.
  • Si el suelo original está en muy malas condiciones, repararlo y dejarlo listo para impermeabilizar puede suponer un aumento del precio final desde 200 €.

Los profesionales que se encargan de impermeabilizar terrazas son los técnicos en impermeabilización.

Extras

Aislamiento

Se puede aprovechar la obra destinada a impermeabilizar una terraza para mejorar el aislamiento térmico de los espacios situados en la planta inferior (de estar habitados). Una buena forma de hacerlo sin añadir materiales o procesos es aplicar una membrana de poliuretano termo-reflectante, que evita el calentamiento de los inmuebles situados bajo terrazas. El precio de estos productos ronda los 140 € por envase de 15 kg. Esta cantidad alcanzaría para impermeabilizar unos 7 m2 de superficie.

Instalación de suelo nuevo

Tras impermeabilizar una terraza, es necesario instalar un nuevo suelo para poderla utilizar. Lo más adecuado es instalar un suelo de baldosas o un suelo de madera, ambos para exterior. Para una terraza de 20 m2, el precio medio ronda los 500 € y 1.300 €, respectivamente.

¿Qué más hay que tener en cuenta?

  • Permisos. Impermeabilizar una terraza es un trabajo para el que puede ser necesario realizar una actuación comunicada al Ayuntamiento o solicitar un permiso de obra, dependiendo del municipio. Conviene informarse antes de empezar.
  • Normativa. Los trabajos de impermeabilización de edificios y los materiales empleados están regulados por el Código Técnico de la Edificación (CTE).
  • Fachada. Se puede aprovechar una obra destinada a impermeabilizar la fachada para renovar también la terraza.
  • Reparaciones puntuales. En ocasiones no es necesario impermeabilizar una terraza por completo. Se pueden realizar reparaciones puntuales con productos como el clorocaucho, las láminas adhesivas y la silicona líquida especial para trabajos de impermeabilización de exterior.
¿Te ha parecido útil esta guía?
  

El coste de impermeabilizar una terraza varía en función de la ciudad. Para obtener presupuestos gratis más específicos, indícanos tu código postal.

picture related to the guide
Última actualización: