Las medidas de seguridad y protección contra incendios son una de las mejores inversiones que se pueden hacer en la casa. Nada como sentirse seguro frente a robos e intromisiones de extraños en la vivienda instalando un buen sistema de seguridad. Nunca está de más incorporar medidas de protección contra incendios tanto de forma pasiva, con la elección de materiales ignífugos, como activa, instalando extintores y sensores de humos.

El sistema de seguridad más eficaz y extendido es la alarma antirrobo, que consta de diferentes tipos de sensores y se alimenta de diferentes fuentes (radio, telefonía...).

El detector de humos más básico cuesta alrededor de 50 €. Una alarma dotada de 3 sensores y conectada a una central de alarmas cuesta unos 300 € de instalación más 40 € mensuales para una vivienda unifamiliar de tres plantas y 150 m2 que ya cuente con una puerta blindada.

Proyecto Precio
Instalar alarma 750 €
Instalar detector de humo 800 €